Beneficios de la utilización de material concreto en aula

Beneficios de la utilización de material concreto en aula.

El uso de material concreto responde a la necesidad que tiene el niño de manipular y explorar lo que hay en su entorno, ya que de esa manera aprende. El material concreto enriquece la experiencia sensorial, base del aprendizaje, desarrolla capacidades, actitudes o destrezas en el niño.

Por ese motivo se debe tener en cuenta al momento de seleccionar el material concreto los siguientes aspectos:
ASPECTO FÍSICO:
Debe ser resistente, garantizar una durabilidad a largo plazo.
El tamaño debe permitir la fácil manipulación.
Que tenga bordes redondeados y aristas que no corten.
Verificar que esté elaborado con sustancias no tóxicas.
Envases transparentes para su fácil identificación.
Envases de fácil traslado.
Que sea atractivo, diseños y colores que despierten la curiosidad del niño.
ASPECTO GRÁFICO:
Impresión debe ser clara.
Colores claramente definidos.
Diagramación: ágil y fluida.
Tamaño adecuado para que se aprecie sin dificultad.
ASPECTO PEDAGÓGICO:
Debe tener relación con las capacidades curriculares, que permitan el desarrollo de habilidades además de ser vistosos.
Que puedan ser utilizados para estimular competencias de las diferentes áreas.
De fácil manipulación para que el niño lo use de manera autónoma.
Debe ser compatible con los intereses y necesidades de aprendizaje de los niños.
Adecuado al nivel de desarrollo de los educandos.
Que permita al niño hacer uso de su imaginación.
Al hacer uso de material concreto estaremos facilitando el aprendizaje en el niño ya que le brindaremos herramientas que lo aproximen a las capacidades que se desea desarrollar en él. Estos recursos ofrecen al niño los siguientes beneficios:
Propicia el trabajo en grupo.
Favorece el aprendizaje significativo.
Estimula la observación y experimentación
Desarrolla la conciencia crítica y la actividad creadora.
Propiciar la reflexión.
Fomenta la investigación.
Estimula el ejercicio de actividades que contribuyen al desarrollo de nuevas habilidades, destrezas, hábitos y actitudes.
Sacia la necesidad de manipular y explorar.
Permite el descubrimiento de la relación causa-efecto.
Contribuye al uso de herramientas para la solución de problemas.